Aunque hoy se conmemora el aniversario de su fallecimiento, lo cierto es que ya sabéis que prefiero ir celebrando los bicentenarios de tantos acontecimientos importantes que ocurrieron en la vida de Jane Austen en estos años decisivos.

Hoy hace doscientos años Jane todavía no se había muerto. Estaba bien viva, llena de vida, disfrutando del verano en su dulce Chawton y escribiendo a su sobrina Anna Austen, tal y como visteis en la carta que se publicó anteayer.

Así que ¡fuera penas! Ya las tendremos cuando llegue su momento… dentro de tres años. Hoy vamos a celebrar que, hace doscientos años, Jane estaba todavía dándole vueltas a varias novelas que servirían para nuestro deleite tantos años después. Y disfrutando del éxito de las tres que ya había publicado (Juicio y Sentimiento, Orgullo y Prejuicio, y Mansfield Park)

¿Os parece que lo celebremos con ella? Pues nada mejor que una deliciosa tacita de este té que tanto le gustaba…

tea

¡Y QUE VIVA JANE!

Anuncios